En tiempo de bolero…Reflexiones vistas desde el consumo cultural y las audiencias en los nuevos escenarios.

Por Cami Pardiñas.

El presente texto esboza de manera sintética algunas reflexiones relacionadas con el bolero a partir de la experiencia del consumo cultural, y a partir de estudios de audiencia y recepción. Aún cuando son líneas temáticas con un antecedente investigativo desarrollado por especialistas de otras disciplinas, así como por diversas instituciones culturales y de los propios medios de comunicación; es necesario seguir el estudio de los mismos para poder responder a las necesidades que impone el nuevo contexto social.

Dentro del ámbito musical el bolero, posee un lenguaje que nos identifica como cubanos, ha progresado a la par del entorno social, adquiriendo una filosofía muy propia y convirtiéndose en un canal de comunicación de emisión de lo más intrínseco del alma. Que se pueda declarar Patrimonio Inmaterial de la Nación Cubana es una responsabilidad que nos toca como cubanos defensores de nuestra herencia musical.

Para el desarrollo de este escrito nos centraremos en algunas conceptualizaciones usando como escenario el medio radiofónico (Radio Cadena Habana, como emisora musical) y su programación y donde aún quedan algunos vacíos visibles en cuanto a la difusión de algunas zonas de creación específicamente, de la canción y en su apartado más específico al bolero. El objetivo es sentar las bases de una investigación que sirva de referencia a Radio Cadena Habana, emisora que tiene como misión la difusión y defensa del patrimonio musical de Cuba.

Según algunas exploraciones realizadas por quien escribe, los estudios realizados priorizan datos referentes a los horarios, frecuencia de transmisión, edades donde los mismos arrojan varios estilos de apropiación y uso de los productos radiofónicos (programas). Estudios realizados de audiencia mostraron que es en la casa donde los adultos escuchan la radio, dígase padres, tíos o abuelos. Los jóvenes, sin embargo, se convierten en consumidores pasivos que están condicionados a recibir un producto a partir del gusto y preferencia de los adultos de la casa.

Sondeos anteriores de audiencia muestran que los jóvenes no son seguidores asiduos de la radio la escuchan porque prefieren la música y dentro de ella el reguetón, que ha sido un género controversial dentro del panorama musical del país. Debido a los distanciamientos generacionales y la construcción de los discursos radiofónicos requieren tener una perspectiva más inclusiva.           

En el caso particular de Radio Cadena Habana carece aún de estudios de audiencias y consumo cultural que puedan ayudar al desarrollo de su programación y atrapar audiencias cada vez más exigentes. Hace algunos años surgió como una propuesta de la programación estival el programa Páginas del Alma, que logró posicionarse en el gusto de los oyentes. Respondía al género de la canción y en un programa más que otro abordaba el bolero. Este último sólo en alguna que otra emisión aun pudiéndose explotar aún más para cautivar a una generación que es más tecnológica, pero que puede ser educada a través de la radio, como “constructor” de mensajes.

Debido al discurso narrativo erigido a través del guion, la locución le añadía un matiz especial que creaba una conexión entre el tema y las emociones de ese público que apreciaba la puesta. El espacio caló en el alma de los oyentes, pues prevaleció el valor simbólico al representar para sus seguidores una época, emociones, vivencias, lo que provocó que el programa perdurara en el tiempo dentro de la parrilla de programación. Actualmente se transmite de lunes a viernes entre las 6:30 y las 7:30 p.m.

El ciclo del consumo incluye la producción y la circulación para luego arribar al producto. Si traspolamos esta conceptualización a un proyecto radial, este parte de un proceso investigativo que muchas veces se ve frenado por las dinámicas diarias. No obstante, no debe ser ignorado porque esto afecta la dimensión natural del consumo y sus formas de apropiación.

En los nuevos escenarios (Internet) a los que la radio ha estado obligada a llegar y adaptarse, deberán reinventarse nuevos productos que respondan a los procesos comunicativos que en este contexto se dan. Debemos poseer herramientas comunicacionales que nos ayuden a asumir como profesionales del medio radial los nuevos retos que la modernidad nos impone.


Referencias

Badia Valdés, Ana Teresa, Costales Pérez, Zenaida: “La audiencia radiofónica cubana en un contexto de cambios., en Razón y Palabra. Núm. 92, diciembre/ 2015,pp. 1-24, Universidad de los Hemisferios, Quito, Ecuador.

Bigott Suzzarini, Belkis V. “Consumo Cultural y Educación”, en Revista de Investigación, Universidad Pedagógica Experimental Libertador, Caracas, Venezuela, Núm.61, 2017, p.p. 85-120.

García Canclini, Néstor: “La educación debe asumir una complejidad que antes no existía”, 38 Feria del Libro en Buenos Aires/ www.ellitoral.com, abril /2012.

Lam Rafael.: “El bolero es de Cuba», en http://www.RadioCadenaHabana.com, 11-4-2019.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s